jueves, 22 de octubre de 2015

A Hamlet (Biden) se le Acabó el Tiempo y el Espacio


“Ser o no ser”, decía el Príncipe de Shakespeare.  “Si es preferible sufrir en nuestras mentes las flechas y disparos de una fortuna desgraciada, o tomar las armas contra un mar de problemas, y oponiéndonos a ellos vencerles”.  “Vivir, morir, quizás dormir”.  En esas elucubraciones mentales disipó Hamlet sus energías, hasta la muerte.

Eso ha hecho el Vicepresidente de los Estados Unidos Joe Biden, después de meses de agonía existencial.  “Se me acabó el tiempo”, dijo.  Y yo añado que el espacio también.  Porque a la izquierda está Bernie Sanders, y a la derecha más de un candidato demócrata, con Hillary Clinton en el centro izquierda, donde la aritmética electoral dice que está la mayoría del pueblo.

La lucha por la candidatura demócrata terminó hoy.  Hillary Clinton será la candidata y será la Presidenta.

Es una pena que Biden no pudiera abstraerse de un golpe bajo a Hillary, censurando a la candidata por llamarle “enemigos” a los republicanos.  ¿Y qué son?  No ve Biden la televisión, no escucha la radio, no lee periódicos?  La zorra de la fábula no pudo expresarlo mejor:  “No las puedo comer, no están maduras”, las apetecidas uvas, eso es la candidatura a la Presidencia por el Partido Demócrata.

La política democrática efectiva demanda cabezas claras, voluntades firmes, y un discurso político racional, lógico, y continuo.  Porque el pueblo no es adivino.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada